Noticias del Dia
Estás aquí: Inicio » Newsletter diario » En Chubut debaten la reapertura de la explotación minera tras un anuncio de inversión de U$S1.000 millones

En Chubut debaten la reapertura de la explotación minera tras un anuncio de inversión de U$S1.000 millones

La posible inversión de 1.000 millones de dólares por parte de la corporación “Pan Américan Silver” para explotar el yacimiento de plata y plomo denominado “Navidad” en la meseta del Chubut, reabrió el debate en esta provincia sobre la explotación de la minería metálica, prohibida por la ley provincial 5001.
La discusión que se mantenía adormecida a la espera de consensos sociales se reavivó cuando el presidente de la Nación, Mauricio Macri, se reunió con el CEO de la compañía Ross Beaty y lo invitó al gobernador Mario Das Neves a que escuchara la propuesta de inversión, en una reunión que se hizo ayer y de la que participó, entre otros, el ministro de Energía y Minería de la Nación, Juan José Aranguren.
Das Neves no ocultó su incomodidad por el encuentro y aclaró -a través de un parte oficial de prensa- que “como primer mandatario e institucionalmente no puedo dejar de ir a una reunión que pidió el propio Presidente de la Nación”.
Tras esa aclaración oficial aseguró que “el destino de la minería en Chubut lo deciden los chubutenses”, algo similar a lo que había expresado en mayo, cuando también se habló del proyecto Navidad y Das Neves respondió: “Las mineras siempre revolean dinero o no sé cuántos miles de puestos de trabajo, pero no hablan nunca, y nunca van a hablar, de las cosas que nos interesan a nosotros, que son el agua y la contaminación”.
Chubut es una de las provincias con mayor potencial minero del país y una de las reservas que quedan en el mundo, no solo de plata, plomo y oro, sino también de uranio con el yacimiento “Cerro Solo”, ubicado en proximidades de Paso de Indios y en condiciones de abastecer de materia prima a la industria nuclear.
Sin embargo la explotación minera a cielo abierto está bloqueada desde que se aplica la ley 5001, sancionada tras el plebiscito que se hizo en Esquel en 2003, cuando una mayoría del 82% votó en contra de la actividad en proximidades de esa ciudad de la cordillera.
A partir de ese movimiento popular, surgió la ley que “prohíbe la actividad minera metalífera en el ámbito de la provincia del Chubut en la modalidad a cielo abierto y la utilización de cianuro en los procesos de producción minera”.
Sin embargo la ley se cumplió a medias, pues le encomendaba al Consejo Provincial del Ambiente (Copram) que en un plazo de 120 días corridos realizara “la zonificación del territorio de la provincia para la explotación de recursos mineros, con la modalidad de producción autorizada para cada caso”, algo que no se hizo jamás.
De acuerdo con informes de especialistas, el estimado actual de recursos bajo tierra asciende en el proyecto Navidad a las 632 millones de onzas de plata y cerca de tres mil millones de libras de plomo que están localizadas a pocos kilómetros de Gastre, una población ubicada 350 kilómetros al noroeste de esta capital donde viven alrededor de 600 habitantes.
“Nosotros todos acá en la meseta queremos que se explote la actividad minera para que se genere trabajo porque no hay, y estamos dispuestos a ir a un plebiscito para que sea la comunidad la que decida”, sostiene entre otros Mario Horacio Pichiñan, el intendente de Paso de Indios, la población con más de 2.000 habitantes que la convierte en la más grande importante de la comarca.
En uno de los informes que suscribió Hugo Lamothe, gerente de análisis económico de Abeceb al que tuvo acceso Télam, se informa que “los 1.000 millones de dólares que anuncia la empresa Pan Américan Silver son solamente para la primera etapa de la construcción y no incluyen en la cuenta los recursos que se destinarán en la parte de operación y producción, donde se generarían entre puestos de trabajo directos e indirectos cerca de 3.000″.
El último anuncio que la compañía brindó para calmar los temores ecologistas fue que no se utilizará cianuro para el proceso de separación de los minerales, ni tampoco agua potable sino líquido proveniente del subsuelo no apto para el consumo humano ni animal.
El presidente de la Cámara de Comercio, Industria y Producción de Puerto Madryn, Manuel Pérez, se mostró de acuerdo con la explotación minera aunque exigió que “ésta tiene que ser responsable y a nosotros nos beneficiará porque seguramente exportará por el puerto local, derramará recursos en servicios, puestos de trabajo y provisión”.
Las opiniones en favor de la minería chocan con organizaciones ambientalistas como la “Asamblea de Vecinos Autoconvocados de Esquel”, quienes consideran que “hay una intención clara del gobierno de Das Neves de dar luz verde al capital minero transnacional, pero no se animan a dar el paso por el grado de disgusto social que esto generará, no sólo en la comarca andina sino en toda la provincia”, comentó Humberto Kadomoto, uno de los más activos dirigentes “anti mineros”.
Los grupos que se oponen a la explotación bajo lemas de campaña como “el agua vale más que el oro” o “la mina contamina” han demostrado un gran nivel de convocatoria, sobre todo en los sectores juveniles y también en partidos políticos como la Unión Cívica Radical, cuyo principal dirigente provincial, Mario Cimadevilla, comparte los criterios ambientalistas y se opone a la explotación minera.
Por su parte, el presidente del bloque de diputados mayoritario en le legislatura del Chubut, Javier Touriñán (FPV), advirtió en diálogo con Télam que “están haciendo las cosas al revés; es decir, primero hablan de la plata que van a invertir en una provincia que tiene por ley prohibido hacerlo, en vez de arrancar por modificar la legislación para facilitar el emprendimiento”.
“Lo que pasa es que Macri quiere la inversión y ejerce presión política contra el gobernador Das Neves, que no se anima a apostar su capital político en un tema muy polémico”, señaló Touriñán.

Comparte

Un comentario

  1. estoy de acuerdo con la explotación de las mina en la meseta, primero porque soy hijo de la zona segundo, porque Telsén ,Gangán y Gastre son aldeas y gente dejadas de lado por los gobiernos , mis principios doctrinario me dicen lo contrario, pero la desidia que padecen estos pueblitos me dice que tengo que estar de acuerdo siempre que se extraiga mineral de manera controlada y que no afecte el medio ambiente y creo que con la tecnología que existe hoy en el mundo eso se puede lograr

Deja un Comentario

[ Seguinos en Facebook  ]
Scroll To Top